Chie Hanawa (Shamisen)

日本語 | English | Português

 

 

En este sexto programa de la serie de conciertos solistas “Música en el Castillo”, realizado por la Fundación Japón, presentaremos el shamisen. El instrumento será presentado por la intérprete musical Chie Hanawa, en el estilo Tsugaru shamisen, que es diferente de aquel tocado por la Profesora Tamie Kitahara en el segundo concierto de esta serie.

 

Tsugaru Shamisen

Tsugaru jamisen (kanji: 津 軽 三味 線, hiragana: つ が る じ ゃ み せ ん) o Tsugaru shamisen (hiragana: つ が る し ゃ み せ ん) se refiere al género japonés de la música de shamisen de la actual península de Tsugaru. Muy tocado en el área municipal de Aomori, y en todo Japón, es considerado uno de los más importantes para el repertorio del shamisen.

En el período Edo, la península era parte del dominio de Hirosaki y era gobernada por el clan Tsugaru. Tradicionalmente, una de las áreas más pobres y remotas de Japón, Tsugaru es más conocida como el lugar de nacimiento del escritor Osamu Dazai, quien escribió un diario de viaje sobre sus viajes por la península y acerca del Tsugaru shamisen, un instrumento local y diferente de los demás instrumentos de cuerdas japoneses.

 

 

Después de la derrota de Aizu, durante la Guerra de Boshin (1868), muchos de los últimos samurais fueron enviados a campos de prisioneros de guerra, en la península de Tsugaru.

Aunque sea claro que el instrumento se originó en China, llegando a Okinawa en el siglo 16 d.C., los constructores específicos del Tsugaru shamisen no son conocidos con certeza, pues no fueron guardados los registros escritos sobre su construcción, ni fueron formalmente reconocidos por el gobierno japonés.

Lo que se sabe es que el Tsugaru shamisen se originó en una pequeña península al Oeste de la actual provincia de Aomori, llamada Tsugaru. Además de esto, algunos investigadores se basaron sobre los orígenes del estilo con fundamento en las evidencias disponibles. Hay algún consenso de que el estilo fue desarrollado por moradores en la calle y ciegos, llamados bosama.

El estudioso Daijō Kazuo dijo que el estilo se originó de un bosama llamado Nitabō, con base en entrevistas a músicos y sus familias. De acuerdo con su investigación, Nitabō adquirió y modificó un shamisen en 1877, para el cual adoptó un estilo de tocar diferente. Nitabō redondeó la lengüeta del instrumento de manera que tuviese el contorno de una cuchara de arroz en forma de palita. Además de esto, adoptó un estilo de tocar con el shamisen en la posición vertical, incluyó como área de tocar el área que queda alrededor del caballete e incorporó golpes de percusión en las cuerdas, en contraste con el uso exclusivo del plectro. Aun considerando esto, otros estudiosos argumentan que, debido a la falta de documentación, el relato presentado por Kazuo puede no ser totalmente preciso.

 

 

Nitabō tuvo varios alumnos ciegos, como Kinobo y Chōsakubo, que contribuyeron para el  desarrollo del estilo. El último alumno de Nitabō, Shirakawa Gunpachirō, se presentó fuera de la región de Tsugaru, como parte de un grupo de presentaciones folclóricas. Gunpachirō también se presentó en ambientes profesionales, como por ejemplo en salas de conciertos en Tokio. Como resultado de su éxito, el Tsugaru shamisen se hizo popular en la década de 1920, pero su popularidad disminuyó con el inicio de la Segunda Guerra Sinojaponesa en el final de la década.

Entre 1955 y 1965, muchos artistas del género se mudaron para centros urbanos en Japón, como Tokio. Esta migración fue parte de un movimiento mayor, debido al éxito de las artes tradicionales en Japón. El Tsugaru shamisen disfrutó de otro período de éxito y popularidad cuando Gunpachirō se presentó con la estrella del enka, estilo de música popular japonesa, Michiya Mihashi, en el Teatro Nacional de Tokio, en 1959. Como resultado de esa exposición en masa al género, comenzaron a surgir jóvenes practicantes del mismo.

Takahashi Chikuzan, también un bosama, artista muy bien considerado del género, comenzó a viajar por Japón en 1964. En febrero de 2004, fue lanzada la película Nitaboh sobre la historia de ese maestro en Tsugaru shamisen, dirigida por el director Akio Nishizawa.

 

© WAO! World

 

El Tsugaru shamisen es tocado en un shamisen más grande, llamado “futazao”, con un brazo y cuerdas más gruesas que aquellos usados en la mayoría de los otros estilos. Es fácil reconocerlo  por su característica de percusión: la lengüeta golpeando al cuerpo del instrumento y la cadencia de los ritmos ejecutados.

Ese estilo de tocar se compone de muchas frases y estilos diferentes. En la técnica acrobática (kyokubiki), improvisar es la característica principal. El músico golpea las cuerdas y la piel con el bachi (plecto) con mucha fuerza y rapidez, usando solo el dedo indicador izquierdo y el dedo anular. La escala es básicamente pentatónica (do, re, mi, sol, la).

Otra técnica exclusiva del estilo Tsugaru shamisen, en los últimos años, es el tremolo, un tipo de vibrato tocado con la parte de atrás del bachi, sin alcanzar a la piel.

Al contrario de la mayoría de las otras músicas japonesas, algunas piezas de Tsugaru shamisen están en compás ternario 3/4, aunque los tres golpes de los tiempos no sean acentuados según la manera de la música occidental, o sea, no tienen el acento de un vals, por ejemplo.

El repertorio del Tsugaru shamisen es grande y está en constante crecimiento. Entrevistas con artistas notables, como Takahashi Chikuzan y Yamada Chisato, y grabaciones hechas por estrellas del pasado permiten que se produzcan dos formas. La forma de canción, que consiste en una línea vocal con acompañamiento de shamisen y taiko, o como una pieza solista de shamisen.

 

 

Recientemente, músicos más jóvenes han intentado combinar estilos o motivos de tocar Tsugaru shamisen con jazz, rock y otras formas de música más comercial. Con la excepción de los arreglos clasificados como “shin min’yō” (nuevo folclore), esas piezas generalmente son consideradas como tradicionales o folclóricas.

 

 

Chie Hanawa (Tsugaru shamisen)

 

 

Nacida en la ciudad de Hitachi, provincia de Ibaraki, a los nueve años de edad inició el aprendizaje del Tsugaru shamisen, con el maestro Mitsuyoshi Sasaki. En 2000, a los 17 años, se tornó la más joven a conquistar el premio del Nivel A en la categoría femenina del Concurso Nacional de Tsugaru shamisen.

En 2004, durante sus estudios en el Curso de Música Tradicional Japonesa del Departamento de Música de la Universidad de Bellas Artes de Tokio, lanzó su primer álbum, Tsuki no Usagi (Conejo de la Luna), por la Nippon Columbia. A partir de esa fecha, pasó a presentarse en casas de espectáculos en la región, dando inicio a una carrera solista y de grupo.

Además del trío YUI, integra el dúo Hanamas, al lado de la violinista Natsumi Okimasu. Con la repercusión de su actuación, se presentó en el Tokagakudo Concert Hall, en el Palacio Imperial y en el extranjero, en países como Alemania, Argentina, Bélgica, Brunéi, Chile, Estados Unidos, Francia, Georgia, Hong Kong, Italia, Malasia, entre otros.

 

 

Ya con fuerte reconocimiento en el universo de la música japonesa tradicional, también como intérprete musical de Tsugaru shamisen, participó en anuncios comerciales para televisión. En febrero de 2014, lanzó su segundo álbum, CoLoRful, por la King Records.

 

Músicas

Tsugaru-Yosare Bushi
Podemos considerar a esta composición  como una música para olvidarse de algún deseo. Por ejemplo, tener apetito y estar tocando, el deseo es de olvidarse y continuar tocando sin importarse de la situación.

Tosa-no-sunayama
La  ciudad portuaria de Tosa fue destruida por la inundación en una noche, creándose una montaña de arena. Esta canción trae el anhelo de que esa montaña de arena sea transformada en una montaña de arroz, para alimentar a los afectados por la inundación.

Tsugaru-Jongara Bushi
La canción folclórica más famosa del Tsugaru shamisen, una versión improvisada, como jazz. Inserción de una frase de la música “Sakura Sakura”, con arreglo original de Chie.

Akita-Nikata Bushi
La canción folclórica de la región municipal de Akita tiene un sentido de ritmo compasado y continuo.

Experience
Composición de Chie para el anuncio comercial de TV de SONY “Xperia”, en que grabó y participó con una actriz. La idea fue la fusión de lo tradicional con la innovación.

 

 

Asista a la presentación de Chie Hanawa en el proyecto “Música en el Castillo”.

 

 

Música en el Castillo